MasterChef propicia la cocina sostenible

7 noviembre, 2018
Participantes de MasterChef

Participantes de MasterChef que anoche fueron a la ronda de eliminación. Diego, el bombero, fue el que tuvo ir a casa. Foto del Facebook oficial del programa.

En el programa de anoche se anunció que la oficina local de las Naciones Unidas y MasterChef llevarían adelante la campaña Cocinar para el Planeta. Una aplicación de la idea que desde la cocina se puede cambiar al mundo. Por eso, el primer desafío consistió en hacer un plato con productos orgánicos de las huertas familiares campesinas. La prueba de eliminación consistió en preparar un simple pollo frito. Y el eliminado fue  el bombero Diego, el que estaba primero en la lista de espera para ir a casa.

La edición de anoche fue bastante instructiva pero a la vez bastante aburrida. No hubo un ambiente de competencia. Ni siquiera las tradicionales quejas de los participantes contra sus compañeros. Nadie protestó contra Kikí, por ejemplo. Y la prueba de eliminación fue sumamente light. No causó ninguna expectativa.

La eliminación no da mucho para comentar. Estaban tres de los candidatos naturales: Diego, Sara y Jorgelina. Y se completaba con Vero quien completó la prueba como si fuera un trámite y su plato resultó el mejor. Jorgelina, quien pasó directamente a eliminación porque no participó en el programa pasado, explicó que su ausencia se debió a las quemaduras, de primer y segundo grado, que recibió en varias partes del cuerpo, tras un accidente que tuvo en su casa cuando estaba cocinando. Se le notaban varios vendajes en el cuerpo y un poco dura al moverse, al punto que Torrijos la bautizó como La Momia.  Y Diego fue el que abandonó MasterChef.

La primera parte del programa contó con la participación de Lisa Mcguire, coordinadora residente de la Oficina de las Naciones Unidas en Paraguay y de Teresita Benegas, embajadora de las Naciones Unidas para el desarrollo de la agricultura sostenible en el Paraguay. Las Naciones Unidas se fijó a nivel global numerosos objetivos para hacer desarrollo sostenible en el planeta. En ese marco se anunció el acuerdo con MasterChef para el programa Cocinar para el Planeta.

Y bajo el mensaje de que desde la cocina se puede cambiar el mundo, la primera prueba consistió en preparar un plato sólo con productos hortícolas pero a condición de que tuvieran tres tipos diferentes de cocción y que se aprovecharan al máximo los ingredientes con el mínimo posible de desperdicios. Los participantes tenían a su disposición una verdadera huerta de productos agroecológicos, algunos de los cuales muchos de ellos no habían visto en su vida. Increíblemente, las propuestas que presentaron los aspirantes a MasterChef fueron bastante interesantes, algunas muy creativas y con la sensación de que se puede comer sano, variado y sosteniendo al planeta.

La que más se destacó fue Nancy. Preparó un guiso de kumanda yvyra´i, zapallito relleno con verduras, tortillita de mandioca, suflé de acelga con queso Paraguay. Tatiana fue la segunda mejor, presentó papas rellenas gratinadas al horno, bananas asadas con un poco de ají y una ensalada multicolor, al jurado le gustó las distintas cocciones y texturas presentadas. Por su parte, Kikí hizo unas croquetas de polenta con queso y nueces de macadamia y un salteado de vegetales, y destacaron el uso de los ingredientes, casi sin desperdicio. Fernando hizo un canelón de mango relleno con cherry y queso, en salsa de mango y fue elogiado por presentar un arriesgado plato con sabores diferentes.

Los peores platos fueron: el de Vero, no alcanzó con su fideo de zucchinis con salsa blanca de macadamia; el de Sara que hizo una sopa de vegetales, croquetas griegas con calabacín, salsa picante y Diego que se jugó por unos morrones rellenos que fue calificado como muy infantil. Los tres fueron a la prueba de eliminación a donde se les unió Jorgelina que en el programa pasado no participó de esta prueba por el accidente que sufrió.

De este grupo se eliminó Diego, quien en los planes previos ya se presentaba como uno de los más flojos participantes de MasterChef. El programa de anoche no tuvo la emoción de otras veces. Esta vez no hubo explosiones en la cocina, ni en declaraciones contra Kikí. Ya no están personajes como Armando. Es que se están quedando los más “serios” candidatos a ganar el título.

Comments

comments

COMENTAR

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *