Otro gran polo gastronómico asoma en el horizonte

17 febrero, 2017
DSC_0007-2

En la esquina de Souza y Cruz del Chaco, está ubicado lo que será No Me Olvides. A su derecha, estará Sipan. Las obras están en su última etapa y en conjunto se perfilan como uno de los polos gastronómicos más atractivos de la ciudad.

Entraron en su etapa final las obras del Paseo Las Cruces un futuro gran polo gastronómico ubicado en Villa Morra que en los papeles previos se presenta como uno de los más atractivos considerando las propuestas que tendrá. Dos importantes franquicias extranjeras estarán allí presentes y otras nacionales ya muy conocidas. Entre ellas se destaca la parrilla que montará Rodolfo Angenscheidt.

El paseo Las Cruces está ubicado sobre la calle Souza entre Cruz del Chaco y Cruz del Defensor. En la misma cuadra y en el mismo inmueble estarán ubicados, uno al lado del otro, los siguientes restaurantes: Mercadito, Pozo Colorado, La Bourgogne, Sipan y No me Olvides. Las obras civiles ya terminaron en algunas de las construcciones y en otras están a punto de terminar.

La Bourgogne es una franquicia de un refinado restaurante francés ubicado en el Alvear Palace Hotel de Buenos Aires y que tiene una sucursal en Punta del Este. Es una creación del chef Jean Paul Bondoux quién estuvo en varias oportunidades en nuestra ciudad interesando en la marcha del proyecto. El plan es que Boundoux venga periódicamente para preparar sus creaciones gastronómicas.

Sipan es una franquicia de un restaurante peruano japonés de Buenos Aires, que tiene varios locales en la capital Argentina y uno en Punta del Este, Uruguay.  Sipan fue distinguido por el gobierno de Perú como el mejor restaurante peruano de la Argentina y uno de los 10 mejores del mundo. Y su concepto es el de posicionar a la cocina peruana como una de las mejores del planeta. Los profesionales gastronómicos que tendrán la responsabilidad de atender en el local de Asunción ya fueron entrenados en la cocina de la central en Buenos Aires.

Después queda Pozo Colorado, la nueva parrilla de Rodolfo Angenscheidt quien desarrollará un concepto de asado a las brasas con carnes maduradas en seco.  Y los ya conocidos Mercadito y No me Olvides, que actualmente están funcionando juntos en el local de este último. No sabemos si mantendrán su estilo de cocina o sí se dedicarán a un nuevo estilo.

No existe aún una fecha tentativa para la inauguración del Paseo Las Cruces. Algunas obras están muy adelantadas. Lo más probable es que los locales se vayan habilitando parcialmente y paulatinamente. En ese sentido, el restaurante No Me Olvides es el que presenta los mayores avances y está en una etapa de equipamiento. De todas maneras, hay que señalar que el proyecto lleva más de un año de atraso, debido fundamentalmente a que se demoraron los trámites para su aprobación en la Municipalidad de Asunción.

El Paseo Las Cruces tiene varias características que le hace muy especial. En primer lugar vimos la categoría de los restaurantes que forman parte. Cada local tiene un desarrollo arquitectónico individual y muy atractivo. La Bourgogne tiene por ejemplo un techo transparente, por citar uno de los detalles. Las obras se realizaron respetando el ambiente verde del inmueble. Se mantuvieron casi todos los árboles que existían. Incluso, en Pozo Colorado, algunas enormes plantas quedaron dentro del restaurante.

Todos los locales tienen espacios abiertos hacia la calle Souza y se aprovecha muy bien la rica vegetación del lugar con la integración de los trabajos de jardinería, lo que da al entorno el aspecto de un lugar que invita al paseo.

Otro detalle interesante es que el Paseo las Cruces está ubicado en una zona donde existe una gran densidad de locales gastronómicos por metro cuadrado. Alrededor de unas pocas manzanas se pueden agregar a los siguientes entre los que ya fueron citados: Ruta 66 (bar de los motoqueiros), Sin Reservas, Benedicta, Medialunas Calentitas, Las Tres Calacas, The Brooklyn Hotel, Patagonia Bar, La Molleja, Milamores (Milanesas Resto), Agostino Sambuco, pizzería, La Escuadra y también El Viejo Marino.

El proyecto Paseo Las Cruces es una iniciativa del Grupo Cruz, una empresa gastronómica propietaria de los restaurantes No Me Olvides y Mercadito, que después incorporó a los bares Patagonia. Inicialmente el proyecto también incluía la creación de un Patio de Comidas, en un terreno baldío ubicado sobre Souza, en la misma cuadra que los restaurantes. La idea era tener en un mismo lugar una diversidad de ofertas gastronómicas que van desde las comidas rápidas hasta los platos más elaborados de La Bourgogne.

Comments

comments

COMENTAR

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *