Lo de Osvaldo echó a rodar su Food Truck

15 diciembre, 2017
Primer plano del Food Truck. En el interior está equipado convenientemente y afuera se puede la disposición de las mesas y sillas, que también forman parte del servicio.

Primer plano del Food Truck. En el interior está equipado convenientemente y afuera se puede la disposición de las mesas y sillas, que también forman parte del servicio.

Una nueva propuesta de Lo de Osvaldo está en marcha con la habilitación de un Food Truck que servirá para llevar las ofertas del restaurante hasta donde el cliente quiera. Por de pronto, a partir de la primera semana de enero se instalará en San Bernardino y permanecerá allí durante todo el verano. El vehículo tiene la particularidad de tener dos lados. Por la izquierda es Lo de Osvaldo y por la derecha el Bar 904.

El vehículo está equipado en su interior con una mesada de acero inoxidable, visicooler, dos heladeras, una plancha y una cocina a gas. En el futuro piensan instalar dentro del móvil una parrilla a carbón pero necesita aun un trabajo de adecuación en el sistema de extracción de aire. Para cocinar el asado cuentan con una parrilla móvil que, junto con las mesas y sillas necesarias para servir a los clientes, son transportadas en un vehículo de apoyo.

“La idea siempre estuvo presente en nosotros, pero nunca pudimos concretarla hasta que un amigo que es colega nos ofreció el Food Truck que hasta hace poco tiempo venía usando. Le hicimos unos pequeños retoques y ya lanzamos una propuesta más para ofrecer a nuestros seguidores”, nos dijo Daniel Bonapartian, chef corporativo del grupo que integran el Hotel Crowne Plaza, Lo de Osvaldo y Bar 904.

El otro lado del Food Truck. Corresponde al Bar 904, un local que da énfasis a las pizzas y a los tragos.

El otro lado del Food Truck. Corresponde al Bar 904, un local que da énfasis a las pizzas y a los tragos.

En términos futbolísticos podría decirse que convirtieron un golazo. El servicio del Food Truck tuvo su bautismo de fuego el pasado 9 de diciembre durante la realización del Paseo de las Luces, sobre la calle 25 de Mayo. Ese día, los locales gastronómicos de la zona sacaron sus mesas a la calle y el Food Truck de Lo de Osvaldo en cuatro horas superó todas las expectativas de venta. “Colocamos unas 10 mesas en la calle y si hubiéramos colocado 20, todas hubieran estado llenas”, nos comenta Bonapartian.

Para un servicio normal de 500 platos necesitan contar con seis personales: un parrillero, un cocinero, tres mozas y un operativo que se encarga de conducir el vehículo y de gestionar algunas cuestiones de equipamiento y otras cosas.

“Es una herramienta más que podemos utilizar para lograr el propósito de que más gente tenga la oportunidad de probar nuestras propuestas culinarias. De esta manera acortamos las distancias y podemos llegar a cualquier punto del país”, agrega. Entre las ofertas principales están las carnes asadas a la parrilla. Lo de Osvaldo se caracteriza por utilizar cortes madurados  de productos seleccionados. Incluso tienen carnes ahumadas y carnes maduradas en seco. Después por supuesto están las picadas y la sopa paraguaya y la chipa guazú.

El equipo completo de Lo de Osvaldo que tiene a su cargo el manejo del Food Truck, posando en el día del Paseo de las Luces.

El equipo de Lo de Osvaldo que tiene a su cargo el manejo del Food Truck, posando en el día de la feria del Paseo de las Luces.

Está confirmado que a partir de la primera semana de enero el Food Truck de LDO estará presente en la temporada veraniega de San Bernardino. Existen tres posibles locaciones que fueron ofrecidas por la Municipalidad local y falta determinar cuál de ellas es la más apropiada. La idea también es alquilar un local que sirva como centro de operaciones, donde se puedan guardar equipos e incluso que sirva como centro de recepción de materias primas. Y está en los planes que para el 2019, Lo de Osvaldo cuente con un local fijo en la ciudad veraniega que esté ubicado frente al lago.

El Food Truck no solo será destinado para un servicio en la vía pública. Se utilizará también para eventos particulares y empresariales.  “La idea es ofrecer todo lo que sea asado al plato, con la misma calidad en donde sea o un servicio de asaditos y picadas. El móvil funciona como una cocina móvil, como una cocina de apoyo. Mi sueño es que alguna vez podamos tener, al mismo tiempo, el servicio de Lo de Osvaldo y de 904”, comenta Bonapartian. 904 es un bar cuyas ofertas principales son las pizzas y los tragos. Implementar lo de la pizza todavía es una tarea pendiente pues requiere de hornos especiales, pero actualmente ya están ofertando los tragos.

Comments

comments

COMENTAR

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *